La prescripción

//La prescripción

La prescripción

La prescripción se presente en todo la sociedad, pero no le damos la atención necesaria. Es compleja.

Hay quién se beneficia porque adquiere un derecho y quien la sufre porque lo pierde. Por eso es fundamental conocerla, para tenerla presente y no terminar sufriéndola, como es el caso de mucha gente.

La prescripción en el mundo jurídico es un concepto complejo. Simplificando, significa que el paso del tiempo produce efectos en los derechos de todo el mundo.

Hay dos tipos de prescripciones: una con la que ganas Derechos (“adquisitiva”) y otra con la que pierdes ( “extintiva”). Ambas pueden afectar a bienes y derechos.

Cinco ejemplos de prescripción en el nuestro día a día:

  1. Impuestos: es obligatorio pagar los impuestos en un plazo voluntario. Cuando no se pagan empieza a correr la prescripción. Según la posición de los sujetos que intervienen (en principio dos, la administración tributaria y el obligado al pago), el efecto que puede producir el paso del tiempo es que el obligado a pagar puede resultar beneficiado por ese tiempo y la deuda fiscal quedaría extinguida. En este caso, la administración tributaria pierde la posibilidad de cobrar el impuesto.
  2. Compraventa de un piso: normalmente cuando se compra una finca se hace un contrato de compraventa. Posteriormente se firma la escritura notarial para inscribirla en el registro de la propiedad correspondiente. También se puede adquirir la propiedad (ser propietario) si se posee a título de propietario durante un plazo de tiempo largo.
  3. Delitos y faltas: en el derecho penal los plazos de prescripción son muy variados y van ligados a cada pena que tienen los delitos. Cuando leemos en un diario sobre una investigación criminal, el concepto de la prescripción siempre está presente por los efectos que produce: a unos los puede exonerar y a las víctimas perjudicar.
  4. Administrativo: las relaciones que tenemos con la administración están llenas de plazos de prescripción en que se ganan o pierden derechos.
  5. Deudas: Cuando un particular o una empresa quiere reclamar un crédito tiene un tiempo para hacerlo. Si no lo hace pierde el
    crédito y el deudor se beneficia porque se extingue su deuda. Los plazos para la reclamación son de duración intermedia de prescripción.

Además hay que tener en cuenta que en el estado español convive el Código Civil con otras legislaciones especiales. Y en Cataluña tenemos el código Civil Catalán que regula la prescripción como unos plazos diferentes y que hace falta conocer, por prevención.

Barcelona, 18.05.17

2017-06-26T11:42:16+00:00